Sistemas de calefacción - Aire acondicionado, suelo radiante, aerotermia

Sistemas de calefacción

Sistemas de calefacción

Sistemas de calefacción

En INSTALFRICA te queremos introducir en el mundo de la calefacción con un pequeño esquema sobre los tipos de sistemas de calefacción a los que optas a la hora de climatizar tu hogar o local comercial.

TRANSMISORES TÉRMICOS O RADIADORES

Se trata de la unión de múltiples elementos de aluminio, con canales internos a fin de que circule el aire o el agua caliente por ellos, transmitiendo el calor.

Por norma general estos productos usualmente han sido radiadores de aceite, los cuales contienen este combustible en su interior y lo calientan a través de una resistencia eléctrica. Una vez elevada la temperatura de sus componentes, el aire en contacto con la superficie se calienta y asciende de forma natural y por último prosigue hasta el techo, donde se sostiene calentándolo hasta que se enfría y cae al suelo. Esta es una de las razones por las que los hogares tardan tanto en calentarse con este tipo de sistema de calefacción.

Como otros sistemas de calefacción afines, produce una inestabilidad en la temperatura de las habitaciones que puede provocar incomodidad. El suelo se queda frío pero, como el calor se eleva al techo, este guarda bastante temperatura. Además, los radiadores emiten cierta radiación infrarroja de corto alcance, lo que provoca que de malos resultados en cuanto al calor directo.

RADIADORES DE AGUA

Este tipo de radiador, a diferencia del radiador de aceite, emplea agua para producir calefacción. El combustible que este sistema de calefacción utiliza para calentar el agua puede ser gasoil, gas, carbón, fuel, pellets… de este modo, a partir del empleo de calderas o bombas de calor. La desventaja es que también produce desestabilidad térmica pero su nivel de emisiones infrarrojas es menor que el de otros modelos. Las estancias calentadas con radiadores de agua tardan más en alcanzar la temperatura idónea y suelen tener pérdidas de calor y energía en la caldera y en la calefacción por conductos. Cuanto más se tarda en calentar un lugar, más combustible estamos consumiendo por lo que se recomienda usar calderas de última generación, calderas de combustibles biodegradables (calderas de pellets) y radiadores de baja temperatura.

La instalación de un radiador de agua requiere de obra completa pero, si optamos por la combinación de las calderas con radiadores de baja temperatura, obtendremos una menor emisión de CO2 a la atmosfera, lo que significa que habrán menos pérdidas de energía y conseguiremos ahorrar en nuestras facturas.

RADIADORES ELECTRICOS

Estos productos se nos presentan en forma de caja metálica e incorporan resistencias eléctricas que se encargan de generar la energía calorífica. A veces, también incluyen un ventilador que fuerza el paso del aire por ellos.

Los radiadores eléctricos son más rápidos a la hora de producir calor que los radiadores de agua aunque el gasto de energía que producen puede ser alto si no se opta por la compra de un radiador de baja temperatura. El comportamiento dinámico del aire caliente y que, la mayor parte de la energía consumida se quede en el techo, sin utilidad, afectará a la temperatura a la que tengamos que configurar nuestros radiadores eléctricos. Uno de los beneficios de este sistema es que nos permite una gran capacidad de regulación de temperatura por sus válvulas termostáticas que garantizan el control individual, algo que en los radiadores de agua, impulsados por calderas, solo es alcanzable con el sistema Airzone.

Los radiadores son poco recomendables en estancias con techos muy altos pues el proceso de calentamiento se extenderá más tiempo. El aire frío es más ligero que el caliente, por lo que, el aire calentado sube continuamente hasta los lugares más altos de las estancias, y el frío baja para ser calentado por los radiadores, lo que crea un círculo continuo que, dependiendo de la altura de nuestra residencia, puede alargar muchísimo el proceso.

Exiten variaciones de estos dos modelos dependiendo de su aplicación y de el material que los componga. Dentro de ellos optar por un radiador toallero, un radiador eléctrico de bajo consumo, un radiador de aluminio, un radiador de hierro fundido o un radiador de acero. Algunas de las marcas con las que contamos son Ferroli, Baxi (o BaxiRoca) o CICSA. Si quieres encontrar radiadores baratos, consulta nuestro catálogo de radiadores o contacta con nosotros.

BOMBA DE CALOR

El sistema de calefacción por bomba de calor ofrece una solución completa que eleva el rendimiento y la eficiencia energética de nuestros sistemas a la vez que ofrece un confort muy superior. Consiste en la compresión y descompresión de un gas y consume menos energía que los sistemas que emplean resistencias o combustión. Las bombas de calor  absorben el calor existente en el aire exterior y lo transfieren al agua empleada por la calefacción o para agua caliente sanitaria. Esta es transmitida por los sistemas de calefacción y es la que hace de transmisor de energía calorífica a través de ellos. Existen varias formas empleadas por las bombas de calor para obtener la energía del exterior.

BOMBA DE CALOR AEROTERMICA

La bomba de calor aerotérmica o bomba de calor aire aire es aquella que aprovecha la energía guardada en el aire en forma de calor que podemos aprovechar a través de las bombas de calor para agua caliente sanitaria, calefacción, climatización, calentamiento de piscinas, etcétera. Su sistema se compone de 2 elementos: una unidad exterior que capta el calor y una unidad interior que las traspasa al circuito de agua  (este circuito suele ser el de la calefacción central). La bomba de calor aerotérmica es un sistema muy responsable con el medio ambiente y que nos repercutirá de forma positiva en nuestra factura, pues la energía que consume es mínima, suponiendo que puede llegar a gastar un 75% menos de energía.

BOMBA DE CALOR GEOTERMICA

La geotermia es una de las fuentes de energía menos conocidas del mercado de los sistemas de calefacción. Se trata de una energía renovable que proviene del calor que almacena el suelo proveniente del sol, los volcanes y las aguas termales. Este calor se extrae mediante bombas de calor y emplea la energía calorífica de las zonas más cercanas a la superficie, donde la temperatura es más uniforme. Como la aerotermia, supone hasta un 75% de ahorro en nuestras facturas.

BOMBA DE CALOR AIRE AGUA

La bomba de calor aire agua, calefacción solar o bomba de calor empleada para calderas de condensación, aprovecha el calor de los humos provocados por la combustión de los gases de la caldera y los transforma en energía calorífica. Las calderas de condensación necesitan menos gas para funcionar que las tradicionales y además, consumen menos energía, por lo que son mucho más eficientes (La mayoría de fabricantes aseguran una eficiencia superior al 98%). Por otro lado, cuidan del medio ambiente reduciendo sus emisiones contaminantes hasta en un 26%. Es un sistema de calefacción que, en su instalación, resulta caro pero que recupera la inversión en poco tiempo.

BOMBA DE CALOR TERMOSOLAR – ENERGÍA SOLAR TÉRMICA

La energía solar térmica aprovecha la energía proveniente de los rayos del sol a través de colectores o paneles solares que permiten convertirla en energía calorífica aprovechable por nuestros equipos de climatización. Se calienta el agua a 40º o 50º y se produce energía mecánica con ella, que mas tarde se transforma en energía eléctrica. La bomba de calor termosolar respeta el medio ambiente y permite su aplicación en todo tipo de hogares, consiguiendo porcentajes de eficiencia energética de 90-100% del agua caliente sanitaria y de un 30-50% en la calefacción. Además, hay que añadir que apenas requiere mantenimiento.

Si estás interesado en consultar los precios de la bomba de calor, en Tu Climatización Online trabajamos junto a los fabricantes para ofrecerte las mejores bombas de calor baratas, porque sabemos que la calidad no está reñida con el precio.

Algunas de las marcas de las que disponemos son: bomba de calor Daikin, bomba de calor Panasonic, bomba de calor Toshiba, bomba de calor LG, bomba de calor Mitsubishi Electric, bomba de calor Vaillant, bomba de calor De Dietrich, bomba de calor Thermor.

Además, entre nuestros productos especiales para bomba de calor están: radiadores para bomba de calor, bomba de calor para piscinas, acumuladores ACS (Agua caliente sanitaria), bombas de calor inverter…

CALDERAS

Las calderas son productos donde se transforma la energía de un combustible (gas, agua, aceite, gasoil…) en energía útil, preparada para su utilización. La caldera incluye un quemador que quema el combustible del que están cargadas generando el gas aprovechable por estos sistemas. Este vapor es canalizado a través del hogar, llevándolo a todos los sistemas de climatización que tengamos conectados al sistema central. Puede suministrar energía a radiadores, suelo radiante y producir agua caliente sanitaria en grandes cantidades. Existen diferentes calderas según el combustible:

CALDERAS DE PELLETS – CALDERAS DE BIOMASA

Las calderas de biomasa son un modelo de calderas que funcionan a través de la utilización restos orgánicos procedentes de fuentes de energía renovables de las que disponemos en el medio ambiente. Con la tecnología renovadora de las calderas de biomasa es posible emplear materias primas renovables como pellets y astillas de madera como una fuente de energía para el ahorro de recursos. Las calderas de pelletets pueden reducir hasta un 12%  nuestra factura de la electricidad y el desempeño acostumbra a ser superior al 90%.

¿Qué son los pellets?

Un producto completamente natural formado por cilindros de pocos milímetros de diámetro que han sido tratados. Proceden de la madera, generalmente del prensado de deshechos vegetales como el serrín. Su procedencia natural convierte a este material en la mejor opción para los más preocupados por el cuidado del medio ambiente.

CALDERAS DE GASOIL

Las calderas de gasoil están enfocadas en la producción de calor y agua caliente sanitaria y nos ofrecen un mantenimiento sencillo y de bajo coste. El rendimiento de las calderas de gasoil es muy superior al de otros sistemas de calefacción pero producen un gran efecto negativo en el medio ambiente pues son grandes emisores de contaminación. Además, el combustible empleado por las calderas de gasoil, que es Diesel o Gasoleo, resulta bastante caro.

CALDERAS ELÉCTRICAS

Emplean la corriente para calentar el agua que se distribuye entre nuestros sistemas de calefacción. Se catalogan como monofásicas y trifásicas en función de la potencia empleada y suelen tener un rendimiento del 90-100%, convirtiéndose en una opción perfecta para ahorrar. Por otro lado, hay que mencionar su alta seguridad, que al emplear electricidad evitan escapes de gas, fugas en el piloto e intoxicaciones por monóxido de carbono.

CALDERAS DE GAS

Calderas que emplean gas natural, manufacturado o GLP  para generar la energía que calienta el agua que fluirá a través de nuestros equipos de calefacción.  Es uno de los sistemas que emite menos CO2 del mercado, pues se han reducido las emisiones contaminantes y su relativo impacto medioambiental. Los fabricantes de estos productos aseguran un 30% de ahorro en nuestro consumo de combustibles.

CALDERAS DE CONDENSACIÓN

Gracias a su eficaz proceso de obtención de energía logran un desempeño de hasta un 30% más que las calderas tradicionales. Las calderas de condensación obtienen la energía por medio de la condensación de la materia (esto se produce cuando un gas pasa a líquido), en esta transformación se obtiene la energía llamada calor latente. En la combustión del agua y el gas aparece el vapor que las calderas de condensación enfrían liberando el calor latente que se encontraba antes en estos dos combustibles.

Si quieres saber más sobre este producto, visita nuestro catálogo de productos y consigue los mejores precios calderas

AIRE ACONDICIONADO EN CALEFACCIÓN

Normalmente estamos acostumbrados a pensar en un aire acondicionado para la climatización de nuestros hogares en las épocas más calurosas del año, pero gracias a las bombas de calor de aire acondicionado, los nuevos equipos incluyen el modo calefacción en sus productos, convirtiéndose en un sistema de climatización para todo el año. Se recomienda que, en caso de instalar un aire acondicionado solo para calefacción, busquemos alguno que permita la instalación cercana al suelo, pues la energía calorífica que producen es similar a la de los radiadores, que sube hasta el techo por el menor peso del aire caliente.

En nuestra web disponemos de aire acondicionado Panasonic, aire acondicionado Daikin, aire acondicionado Mitsubishi Electric, aire acondicionado Fujitsu, aire acondicionado LG, aire acondicionado Toshiba, aire acondicionado Vaillant, aire acondicionado Carrier, aire acondicionado Haier, aire acondicionado General, aire acondicionado Samsung, aire acondicionado Daitsu, aire acondicionado Kaysun, aire acondicionado Olimpia Splendid, aire acondicionado Hisense y aire acondicionado Johnson Airwell.

CALEFACCIÓN CENTRAL – CALEFACCIÓN POR CONDUCTOS

La calefacción por conductos la conforma un sistema centralizado de distribución de aire a través de un falso techo para el que se necesita una previa obra bastante grande. Es una gran opción cuando hay más de una habitación en nuestro hogar o local comercial que queremos climatizar, pues te ahorras instalar más de un sistema de calefacción y el coste que conlleva el producto y la obra. Es, además, uno de los sistemas más respetuosos con la decoración, pues se mantiene (a excepción de las rejillas) completamente oculto. Normalmente utiliza una bomba de calor que distribuye tanto frío como calor y tiene la ventaja de que la instalación queda por completo integrada, revalorizando nuestro hogar. Además, en los últimos años, la zonificación ha ganado puestos con Airzone, un sistema que te permite controlar la temperatura individual de cada habitáculo a través de termostatos de calefacción. Airzone es de hecho, una gran opción cuando queremos ver nuestra inversión devuelta en poco tiempo, pues permite consumir solo la energía que necesitas en cada habitación, apagar y encender el sistema desde fuera de nuestro hogar y muchas cosas más. Si estás interesado puedes encontrar más información sobre el precio Airzone y sus modelos en nuestro apartado de la web dedicado a este tema.

SUELO RADIANTE

El suelo radiante es una red de tubos de polietileno reticulado o polibutileno, instalados bajo el suelo de nuestro hogar, por los que circula agua caliente a una temperatura que suele estar entre 30ºC y 45ºC. Es un sistema que utiliza impulsión de agua a una temperatura muy baja para calentar, obteniendo aún así grandes valores de eficacia. La calefacción de suelo radiante está especialmente indicada para viviendas, oficinas y locales de baja carga latente, es totalmente invisible y garatiza un confort muy superior al situarse al nivel del suelo y aprovechar por completo el aire caliente (que, recordaremos, se desplaza hacia el techo). Además, existe la posibilidad de emplear este sistema para la producción de frío a partir de algunas marcas.

Ventajas del suelo radiante: ahorra energía, no altera la estética de nuestro hogar, produce una temperatura uniforme en toda la casa y no reseca el ambiente, evitando los problemas de dormir con la calefacción encendida y levantarnos con dolor de garganta.

Desde INSTALFRICA trabajamos cada día junto con los fabricantes de todas las marcas para ofrecerte los mejores precios de climatización del mercado. Además, estaremos encantados de recibir cualquiera de tus dudas a través de un email o poniéndote en contacto con nuestro servicio de atención al cliente. Te asesoraremos en toda tu elección y compra de productos.