SUELO RADIANTE O RADIADORES - ¿Cuál elegir? ¿Cuanto consumen?

SUELO RADIANTE O RADIADORES ¿CUÁL ELEGIR?

suelo radiante o radiadores instalfrica

SUELO RADIANTE O RADIADORES ¿CUÁL ELEGIR?

 

SUELO RADIANTE O RADIADORES ¿CUÁL ES MÁS ADECUADO PARA TI?

No hace mucho iniciamos la sección de comparativas de sistemas de calefacción con la entrada “Cambiar caldera de gasoil por bomba de calor”, en la que hablábamos de los beneficios de la aerotermia en comparación con las calderas de gasoil, más tradicionales y caras en su desempeño por el aumento del precio del gasoil. Ahora, os traemos un megapost donde comparamos los beneficios del suelo radiante frente a los de los radiadores comunes (los radiadores de bajo consumo los dejaremos para otro momento).

A la hora de elegir un sistema de calefacción en instalaciones de nueva obra o reformas de edificios, el primer factor que se nos viene a la cabeza suele ser la inversión inicial que se debe hacer en el producto. Este, es quizá el punto clave de inflexión para muchos a la hora de tomar una decisión que, quizá luego va a lamentar por el hecho de que, por norma general, los equipos más baratos producen un mayor consumo a la larga. Este punto es algo que un poco más adelante veremos en nuestra comparativa de suelo radiante o radiadores, como clave en nuestro proceso de decisión.

Asimismo, es recomendable que un especialista nos aconseje sobre el sistema más adecuado al clima de nuestra instalación, pues muchos de los equipos que se ofrecen el mercado son rentables para según qué tipo de temperaturas y nivel de trabajo que tengan que soportar. Desde Instalfrica destacamos la importancia de tener en cuenta todas las características de una edificación en el desarrollo del proyecto para obtener una eficiencia perfecta.

Una vez dicho esto, pasamos a hablar a la comparativa que nos importa hoy: suelo radiante o radiadores. Desde el equipo de técnicos profesionales de Instalfrica, hemos decidido hacer una lista de factores que merecen ser tratados en la elección de estos productos:

  • Precio y precio de instalación
  • Consumo
  • Temperaturas y clima adecuados para obtener un pleno rendimiento
  • Estética
  • Confort
  • Mantenimiento y vida útil

RADIADORES PARA CALEFACCIÓN

Los radiadores para calefacción son uno de los productos de climatización tradicionales más conocidos del mercado. Inicialmente, se desarrollaron en hierro y aprovechaban la energía calorífica de las calderas en su desempeño, pero poco a poco, este material ha quedado anticuado con el surgimiento de los radiadores de aluminio, equipos que han conseguido disminuir su precio y aumentar su eficiencia dejando atrás a sus predecesores. Estos radiadores pueden ser tanto de agua como eléctricos, aunque en este caso nos centraremos más en los radiadores de agua gracias a las grandes ventajas que ofrecen en relación al consumo.

El proceso de calentamiento de un radiador común se produce por convección a partir de la diferencia térmica entre el aluminio del radiador y el ambiente de la habitación a climatizar. Este calor es generado por una fuente de energía como puede ser una caldera o una bomba de calor, permitiéndonos aprovechar los últimos avances en el sector de la calefacción.

radiador

PRECIO RADIADORES DE AGUA Y PRECIO DE INSTALACIÓN RADIADORES

Los radiadores de aluminio ofrecen una relación calidad-precio muy positiva que puede marcar la decisión entre instalar suelo radiante o radiadores. Estos productos son de los equipos de calefacción más baratos del sector y están disponibles en múltiples marcas y potencias, pues como ya hemos dicho, también son de los más antiguos y casi todas las grandes marcas de climatización poseen gamas de estos productos. En cuanto al precio de un radiador de agua podemos decir que es posible adquirirlos desde menos de 15€ el elemento de marcas de primera calidad como Ferroli (Como el Radiador Ferroli Europa 600C) o Baxi-Roca (Como el radiador Baxi-Roca DUBAL45). Aunque esto nos pueda llamar bastante la atención por ser un precio tan bajo, debemos tener en cuenta que la climatización de todo un hogar a través de radiadores de agua debe contar con múltiples elementos de este tipo para aportar el confort adecuado.

Por su parte, otro valor a tener en cuenta en la elección de suelo radiante o radiadores es el precio de la instalación de un radiador de aluminio. Al estar hablando de radiadores de agua, y no eléctricos, la instalación se complica un poco al tener que conectar estos a nuestra fuente de energía térmica que distribuya el agua por todos los elementos de nuestro circuito de calefacción.

EJEMPLO: De este modo, en una casa de 90m2 (de una planta con 1 salón, 3 habitaciones, 1 cocina y 1 baño) necesitaríamos instalar 75 elementos, lo que daría un total de 7 radiadores de agua y 2 radiadores toalleros. Esto supondría que lo que supondría que, si el precio de cada uno de los elementos es de 15€, haríamos una inversión inicial (sólo en los equipos) de unos 1.125€ (mínimo si contamos con primeras marcas).

A este valor debemos sumarle el trabajo de los profesionales y todos los materiales de instalación de un circuito de calefacción por agua, lo que, por norma general conlleva un presupuesto final de alrededor de 2.000€ (Seguimos hablando de un piso de 90m2)

CONSUMO DE RADIADORES DE AGUA PARA CALEFACCIÓN

Los radiadores de agua, a diferencia de los equipos de baja temperatura, emplean temperaturas de impulsión de agua de 65-70ºC para producir el ambiente adecuado. Esto implica que, en su desempeño consumen más, pues requieren de una configuración de temperatura en nuestra caldera o bomba de calor bastante superior (los equipos de baja temperatura sólo necesitan 30-45ºC) lo que se traduce en una menor rentabilidad a largo plazo. En este caso, hay algo que es importante decir, y es que no existe la posibilidad de emplear placas solares térmicas como sistema de apoyo energético para radiadores por el hecho de requerir una temperatura tan alta para calentar nuestro hogar, suponiendo esto que tenemos una menor ventaja en cuestión de ahorro eléctrico una vez nos hayamos decidido por la instalación de estos.

TEMPERATURAS Y CLIMAS ADECUADOS PARA LA INSTALACIÓN DE RADIADORES

Para elegir entre suelo radiante o radiadores este es un elemento a tener muy en cuenta. Los radiadores son adecuados para cualquier tipo de clima, ofreciendo grandes beneficios en climas fríos gracias a calentarse a una velocidad bastante superior a la del suelo radiante. Como hemos dicho, trabajan a mayor temperatura y gracias a esto, elevan los grados a los que se mantiene nuestra instalación mucho más velozmente. El mayor inconveniente aquí sigue apareciendo relacionado con el consumo, pues al elevar su temperatura rápidamente y al mantenerse ahí hasta que se desconecta, momento en el que pierde también el calor en poco tiempo, se producen grandes gastos cuando se mantiene el circuito de calefacción. Hay que tener en cuenta que los equipos con mayor grado de inercia térmica nos permiten apagar nuestro sistema y seguir obteniendo climatización hasta varias horas después de esto.

Por este motivo, es recomendable instalar radiadores de agua en lugares donde solo necesitemos mantener encendida la calefacción a horas puntuales del día, por lo que no es un sistema que sea rentable en sitios que sufren temperaturas extremas en invierno. Sin embargo, si vivimos en una zona cálida o con un estabilidad térmica que se mantenga limitada, son una gran opción.

ESTÉTICA

En los últimos años, las marcas de calefacción han desarrollado radiadores de diseño que encajan con las estéticas más elaboradas de casi cualquier tipo de hogar. Estos productos suelen resultar más caros de adquirir que los radiadores de agua tradicionales y están catalogados como equipos de alta gama. El mayor inconveniente en este sentido es que una instalación de calefacción por radiadores suele necesitar de muchos de estos equipos para lograr la temperatura adecuada, por lo que esto puede llegar a entrar en conflicto con el espacio de nuestras habitaciones. Además, según las dimensiones del lugar a climatizar es posible que tengamos que recurrir a equipos de gran tamaño para obtener una ambiente adecuado, por lo que, si no tenemos suficiente espacio en las habitaciones de nuestro hogar, deberemos decantarnos por un sistema de climatización invisible como el suelo radiante.

suelo radiante o radiadores de diseño

CONFORT

Los radiadores de aluminio de agua ofrecen un confort en cuanto a calefacción muy superior al del aire acondicionado con bomba de calor. Con la instalación de este sistema evitamos las corrientes de aire y la sequedad en el ambiente de los aires acondicionados, dos factores que suelen provocarnos esa incomoda sensación de carraspera en la garganta o incluso algún catarro que otro por dejar el equipo encendido por la noche. Por otro lado, también ganamos bastante en cuestión de descanso, pues no hacen ningún tipo de ruido, evitando que el desempeño del producto interfiera en nuestro confort nocturno.

En cuestión de calidad del ambiente hay algo que debemos decir, y es que el calor que ofrecen estos equipos no resulta tan natural como el del suelo radiante. Normalmente los radiadores de agua se instalan en la pared, cerca del suelo, emitiendo el calor desde ahí y provocando el muy conocido “efecto de pies fríos”. El aire caliente pesa menos y tiende a subir hacia el techo, generando en la habitación una inestabilidad térmica que termina con el sector del techo a una temperatura más elevada que la que encontramos a media y baja habitación.

emision calor radiador

(Emisión de calor por radiadores)

MANTENIMIENTO DE RADIADORES Y VIDA ÚTIL

Un gran beneficio de los radiadores de agua es que permiten un mantenimiento muy sencillo, solo necesitando de ser limpiados con un paño y de purgar los elementos del circuito de calefacción antes de empezar con la temporada de calefacción. Es importante realizar esta labor para obtener las eficiencias máximas de estos productos, pues suele colarse aire dentro de ellos impidiendo el paso del agua caliente con la consiguiente pérdida térmica que esto implica.

En cuestión de vida útil, debemos decir que es un producto que dura muchísimo tiempo. Normalmente, una instalación de calefacción por radiadores suele funcionar perfectamente durante 20 años, algo ampliable si realizamos un mantenimiento de radiadores adecuado hasta 25 e incluso 30 (dependiendo de la calidad de los materiales de estos). Así, como podremos suponer, son equipos que aseguran el 100% de amortización de nuestra inversión inicial.

PEDIR PRESUPUESTO RADIADORES CALEFACCIÓN. PRECIO RADIADORES DE AGUA

CALEFACCIÓN POR SUELO RADIANTE

Aunque pueda parecer que este sistema de calefacción es relativamente nuevo en España, es un producto que lleva instalándose en toda Europa desde hace unos 50 años y ha sido capaz de elevar su eficiencia hasta posicionarse como uno de los favoritos de nuestros consumidores. La calefacción radiante ha demostrado ser altamente eficiente en instalaciones de aerotermia, permitiendo aprovechar todos los beneficios de esta tecnología así como la de las calderas de condensación de última generación que están sustituyendo a las antiguas calderas de gasoil que producían consumos excesivos.

suelo radiante o radiadores

El suelo radiante puede ser suelo radiante impulsado por una fuente energética externa (como el que acabamos de introducir) o a través de electricidad (siendo suelo radiante eléctrico), pero en esta ocasión nos gustaría centrarnos en el primero, pues en esta comparativa entre suelo radiante o radiadores hemos elegido ambos sistemas en su versión impulsada por agua para comparar equipos afines.

PRECIO SUELO RADIANTE Y PRECIO INSTALACIÓN DE SUELO RADIANTE

En un principio, este sistema de climatización era poco asequible por los escasos fabricantes que ofrecían materiales para su instalación, pero con el aumento de la demanda, se ha vuelto más económico gracias a haberse ampliado su mercado. Así, se ha conseguido reducir la inversión inicial requerida, aunque eso no significa que se haya vuelto un sistema de calefacción barato.

Normalmente el precio del metro cuadrado de suelo radiante depende mucho de la empresa que contratemos pero este suele rondar los 50€/m2.

Asimismo, la instalación de suelo radiante es más compleja que la de un circuito de calefacción con radiadores de agua. Este requiere más componentes como válvulas, tuberías, mortero, etc. Lo que desemboca en un aumento del precio. Además, hay que tener en cuenta que se requiere de una obra completa, teniendo que levantar el suelo para colocarlo, convirtiéndose de este modo en un producto muy adecuado en instalaciones de nueva edificación como se está demostrando en el sector de la construcción, que cada vez lo incluye más en sus proyectos.

EJEMPLO: Si volvemos al ejemplo antes introducido, el coste de la instalación de suelo radiante en una vivienda de 90m2 rondaría los 4050€, más los conectores, esto haría un total de 5.000€ con toda la obra acabada. Como podemos comprobar, es un precio muy superior al  de la instalación de un circuito de calefacción de radiadores de agua.

CONSUMO DE SUELO RADIANTE

El consumo es la gran ventaja del suelo radiante. Este producto de climatización emplea temperaturas de impulsión muy bajas en su desempeño, produciendo un mínimo consumo para generar un ambiente ideal. De esta manera, podemos tener configurada nuestra bomba de calor o nuestra caldera a tan solo 30-50ºC (dependiendo de la marca y el material empleado en su instalación, pues es un producto que depende mucho de la calidad de estos) para conseguir la misma temperatura que conseguiríamos con una instalación de radiadores a 70ºC.

Este factor implica que, aunque nuestra primera inversión sea bastante superior en comparación con los radiadores, gracias al uso eficiente de la energía en el suelo radiante, podremos amortizar el gasto en tan solo uno o dos años. Aproximadamente, este producto genera un 20% menos de consumo eléctrico que los radiadores tradicionales.

Otro punto a favor es que es un sistema que puede ser calentado a través de energía solar. De esta manera, con la instalación de paneles solares térmicos el gasto en climatización del suelo radiante puede reducirse hasta mínimos. Un sistema de apoyo por enegía solar puede ahorrar hasta un 70-80% en el consumo de nuestro sistema de producción de agua caliente, lo que implicaría una reducción de 800-1000€ anuales en la inversión en electricidad.

TEMPERATURAS Y CLIMAS ADECUADOS PARA LA INSTALACIÓN DE RADIADORES

Instalar suelo radiante puede ser una gran opción para aquellos hogares situados en lugares que posean una estabilidad térmica predecible. Esto quiere decir, que no se produzcan grandes cambios de temperatura a lo largo del día, requiriendo de apagar y encender nuestro sistema de calefacción a según qué hora.

¿Por qué es importante esto?

El suelo radiante posee una gran inercia térmica, con todo lo que esto conlleva. Esto significa que tarda más en calentar todo el circuito de calefacción (entorno a 6 horas) y que una vez conectado, mantiene el calor durante más tiempo incluso estando apagado. Así, aunque nos cueste más tiempo lograr cierta temperatura en nuestros hogares, podemos mantenerla durante horas después de haber apagado el sistema sin consumir nada. En relación a esto, entenderemos que es un sistema que sale rentable por mantenerse durante muchas horas encendido (o, en general, no apagarlo) y que puede no ser adecuado para lugares que poseen una necesidad de calefacción sólo a horas puntuales del día.

Un problema que viene relacionado con el clima aparece cuando configuramos nuestro suelo radiante como suelo refrescante. En regiones donde la humedad es alta, en este modo de funcionamiento, refrigeración, se puede producir condensación dentro del sistema, creando humedad y agua en nuestro hogar. De cualquier manera, este inconveniente puede ser contrarrestado a través de la instalación de controles de humedad o de una unidad fan coil.

ESTÉTICA

En este punto debemos decir que optar por comprar suelo radiante es la mejor opción. Como sabréis, es un sistema invisible, pues se instala bajo el suelo o en la pared, ofreciendo mejores beneficios en el primero. Además, en la instalación de suelo radiante no se requiere gran espacio, pues existen suelos radiantes de poco impacto que ocupan tan solo 5 centímetros con la obra completamente acabada (aunque lo normal son alrededor de 10 cm). Esto se traduce en un gran punto a favor de la decoración cuidada de nuestras instalaciones, pues tras incluir el sistema de suelo radiante, no tendremos que preocuparnos por interferir en la imagen o en el espacio de nuestro proyecto, permitiéndonos mucha más libertad estética.

CONFORT

Otro gran punto a favor del suelo radiante es el confort que ofrece. Este sistema aprovecha perfectamente el ciclo natural del aire caliente, pues al ser instalado en el suelo, produce la energía calorífica desde ahí, evitando el efecto de pies fríos y favoreciendo una temperatura ideal a la altura adecuada. Así, el aire caliente parte del suelo, elevándose por pesar menos que el frío y volviendo a caer al suelo para volver a calentarse cuando este se enfría. De esta manera conseguimos una temperatura más natural.

Del mismo modo, el sistema de calefacción por suelo radiante está diseñada para distribuir el calor homogeneamente por todo el sistema de forma equitativa. Al tardar tanto en calentar toda la instalación y gracias a su gran inercia térmica, la energía calorífica se distribuye de manera uniforme, aumentando la temperatura de todas las habitaciones a la misma velocidad.

emision calor suelo radiante o radiadores

(Emisión de calor por suelo radiante)

También cabe destacar aquí que es un equipo que no produce ningún tipo de ruido, potenciando la sensación de confort en horas de descanso (a diferencia que los productos de aire acondicionado). Además, cuida de la humedad del ambiente evitando que se reseque y aportando grandes beneficios para nuestra piel, pelo y salud, pues es uno de los equipos que han demostrado ofrecer más ventajas en este sentido. En este sentido, no hay mucha diferencia entre el suelo radiante o radiadores, por lo que no es un factor clave en nuestra decisión entre ambos.

MANTENIMIENTO DE SUELO RADIANTE Y VIDA ÚTIL

El mantenimiento del suelo radiante es mínimo. Este sistema depende mucho de los materiales que se empleen en su instalación pero, en nuestro caso, como utilizamos marcas de primera calidad podemos asegurar el correcto funcionamiento de este sistema durante al menos 25 años sin ningún tipo de mantenimiento. Nuestros fabricantes aseguran el funcionamiento de suelo radiante óptimo de sus conductos a 95ºC con 10 bar de presión durante 50 años, lo que traducido a un máximo de 45ºC y 1’5 bar (lo que necesita el suelo radiante para funcionar como temperatura máxima) nos da la idea de que instalar suelo radiante es apostar por un equipo de calefacción para toda la vida.

Existe la idea de que es posible que dentro de nuestro circuito de calefacción se produzcan fugas de agua, pero debemos aclarar que esto, si se ha realizado toda la instalación de manera adecuada por un instalador profesional de suelo radiante, no es posible. Del mismo modo, en caso de surgir una, existen avanzados sistemas de detección de fugas que permitirían la rápida solución de cualquier incidencia.

PEDIR PRESUPUESTO SUELO RADIANTE. PRECIO SUELO RADIANTE.

RESUMEN: SUELO RADIANTE O RADIADORES

CUÁNDO INSTALAR SUELO RADIANTE

Es recomendable elegir este sistema si contamos con un presupuesto inicial alto.

Es un buen sistema para instalar en obra nueva aunque también puede ser instalado en edificaciones antiguas.

Si queremos sacar el máximo rendimiento en cuestiones de eficiencia de nuestra bomba de calor, nuestra caldera de condensación, nuestra caldera de pellets o, en general de cualquier equipo de baja temperatura es el producto que menos consumos produce.

En instalaciones situadas en lugares que requieran de calefacción durante largos periodos (la idea de este sistema es que no se apague)

En instalaciones que cuenten con placas solares térmicas como sistema de apoyo energético.

En proyectos que busquen reducir el consumo eléctrico destinado a climatización a largo plazo.

En proyectos que busquen aunar la calefacción y refrigeración de la casa en un solo sistema.

CUÁNDO INSTALAR RADIADORES

Si no contamos con mucho presupuesto inicial o si queremos climatizar solo una parte de nuestro hogar es un sistema que se puede ajustar bastante en cuestión de presupuesto.

Los radiadores de agua son perfectos para nueva obra y edificación antigua, ofreciendo buenos rendimientos en ambos.

Es un gran equipo para segundas viviendas, grandes instalaciones (colegios, oficinas, centros públicos…) y casas vacacionales.

Es un sistema que ofrece grandes beneficios para instalaciones que solo necesitan hacer uso de la calefacción de manera puntual. De esta manera se recomienda en lugares cálidos o de climas templados que no sufren grandes bajadas de temperaturas por la noche.

Funciona de manera óptima con calderas de pellets, calderas de gasoil y calderas de gas (productos que permiten trabajar a alta temperatura)

INSTALACIÓN DE SUELO RADIANTE

En Instalfrica contamos con un equipo de instaladores de suelo radiante profesionales, con muchos años de experiencia. Ofrecemos servicio de instalación de suelo radiante a Murcia y alrededores pudiendo optar a la instalación de este y de sistemas afines en toda la periferia de La Región. Encuentra todo tipo de productos de baja temperatura y consigue ahorrar en tus presupuestos de climatización con nosotros.

Así, puedes encontrar con nosotros:

En la instalación de suelo radiante  recomendamos contar con una bomba de calor aerotérmica para conseguir los mejores rangos de eficiencia. Estos productos están demostrando ser el futuro de la climatización económica y destacan en nuestro sector por ofrecer rangos de eficiencia inimitables por cualquier otro tipo de sistema de calefacción. Puedes consultar con nuestro servicio de atención al cliente si estás dudando entre instalar suelo radiante o radiadores, ellos estudiarán tu obra a fondo y te asesorarán en tu compra.

PEDIR PRESUPUESTO AEROTERMIA CON SUELO RADIANTE